-->

Conducir por cable

Drive-by-wire es una de las tecnologías que se avecinan en la próxima revolución de la industria de la automoción. Los cambios que se avecinan son en los combustibles, manera de conducir, apariencia de los vehículos... y también en la transmisión de datos del vehículo por cables.

Drive-by-wire es una evolución del tradicional sistema de control mecánico por un sistema de control electrónico. Actualmente, ya es usada en algunos vehículos. Como ejemplo, un usuario puede llegar a girar el volante, y hacerle saber al eje de las ruedas delanteras cuánto girar sin necesidad de la barra de dirección. Simplemente mediante una conexión entre el volante y el eje delantero.


Esta aplicación (steer-by-wire)se puede ver en los modelos Hy-wire y Sequel (de GM), o en el Mazda Ryuga. La siguiente foto, es de un Hy-wire, y la segunda, el Ryuga. Como se puede ver, el sistema todavía es una realidad en unos modelos excepcionales:




Otras partes típicamente de accionamiento mecánico son el sistema de frenos, conductos hidráulicos, o el embrague. Estos elementos han evolucionado hasta ser muy fáciles de usar, pero añaden peso extra al coche y su rendimiento empeora con el tiempo. Mediante el drive-by-wire se pretende convertir, por ejemplo, el giro de un volante, en una señal eléctrica que actué sobre un pequeño motor eléctrico que haga girar las ruedas. A este sistema a menudo se le llama x-by-wire, donde by-wire significa por cable.


Actualmente ya se usan la aceleración por cable, donde unos senores miden cuánto se pisa el acelerador, y ese ángulo lo transforman en la cantidad de combustible que se le está pidiendo al motor. Una analogía serían los coches de Scalextric, donde cuanto más se aprieta el mando, más rápido circula el coche. Este sistema es el más presente en como ejemplo de drive-by-wire. Se le conoce como Electronic Throttle Control (ETC).



También se puede hacer lo mismo con el sistema de frenos: actualmente al pisar este pedal, se impulsa un fluido que lleva la presión hasta el sistema de frenos de las ruedas. Esto se podría hacer mediante una señal eléctrica.

La sustitución de tantos elementos mecánicos por otros electrónicos permitiría un aligeramiento del vehículo, así como otras ventajas de seguridad. Si se eliminase la barra de dirección se prevendrían muchas lesiones en los accidentes frontales de vehículos, ya que esta barra es una de las que más crea. Sin embargo, el gran público no termina de aceptar esta tecnología por creer que una dependencia electrónica tan grande no haga al coche en su conjunto mucho menos robusto, y que con una simple avería eléctrica el coche no pueda andar, o algo así.

Lógicamente, con el auge de los motores eléctricos, esta idea está tomando cada vez más fuerza. Antes de ser usada en automoción, ya se está empleando en los aviones, donde existe fly-by-wire.

0 comentarios :

Publicar un comentario

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Best Web Hosting